1/12/08

ha muerto mikel laboa

qué mal tener que empezar diciembre así

mikel laboa ha dicho hoy adiós por última vez. sus setenta y cuatro años le han dado para mucho, para ser grande entre los grandes y clásico entre los clásicos, para luchar por la libertad desde todas y cada una de sus emotivas canciones, y también para hacernos sentir como nadie sin que sepamos euskera

gracias por tus discos, espéranos, te seguiremos escuchando

5 comentarios:

  1. seguro que ésta es una de las mil cosas por las que llorar que nos dice nacho vegas en crujidos

    :_(

    ResponderEliminar
  2. siento leer esta noticia. al final xoriek 17 se ha convertido en lo que no queríamos que fuera, como en familia o impermeable.

    gracias a todos los que me habéis ayudado a descubrir su música.

    ResponderEliminar
  3. Malos tiempos para la lírica, malos tiempo para la vida...

    ResponderEliminar
  4. Hoy es un día triste para los vascos y para los que no lo somos pero lo sentimos. Ha muerto Mikel Laboa, santo y seña de la música y la cultura vasca, podríamos decir que es el mayor referente que ha dado la música vasca en sus tantos años de historia. Muchos lo comparan con el Lluís Llach catalán; es posible, los dos han cantado en su lengua, la han impulsado y han conseguido que gente sin idea de euskera y catalán hayan cantado en esas lenguas, porque la música no es más que un instrumento que sirve para expresar, soñar, pensar, reír, llorar, transmitir..., en definitiva, un instrumento de expansión. Esa voz, esas letras y esos juegos de palabras tan característicos siempre quedarán marcados, se harán versiones, recopilatorios, homenajes…, aunque ningún homenaje será más bueno que el seguir teniendo presente su música, seguir riendo y llorando con todas y cada una de sus canciones.

    Leyendo el artículo sobre su muerte me he enterado que también era médico. Era el Doctor Laboa; aunque esto no es de extrañar porque con sus letras nos ha herido y nos ha curado, era el doctor de la música vasca.

    Si le hubiéramos cortado las alas
    habría sido nuestro,
    no habría escapado.
    Pero así,
    habría dejado de ser pájaro.
    Y nosotros...
    nosotros lo que amábamos era un pájaro. (Txoria txori)

    Estaría bien poder decirle cada vez que lo echemos en falta un Haika mutil, jeiki hadi (levántate muchacho, ponte en pie) y cántanos cómo sólo tú sabes, nos apetece escucharte una sola vez más.

    Aunque nos complace (a él y a nosotros) saber que del mismo tronco del que nacimos nosotros nacerán otras ramas jóvenes que continuarán la lucha, que se constituirán en dueños conscientes de su futuro por la fuerza y evidencia de los hechos convertirán en fecunda y racional realidad lo que en nosotros es sueño y deseo. (Gu sortu ginen enbor beretik sortuko dira besteak, burruka hortan iraungo duten zuhaitz-ardaska gazteak…-Izarren hautsa-)

    Por todo esto y por mucho más

    Eskerrik Asko

    Miklel Laboa

    Beti ta betirako

    ResponderEliminar